domingo, enero 29, 2012

LABIOS DE CAFÉ



Esos viajes contigo han zarpado desde el risco de lo extraordinario
plantando la esencia en una taza de algún emergido continente
ilusorios o verdaderos esos aromas son exclusivamente nuestros,
pero los podemos compartir con los que tengan el corazón de hiel
para endulzarles los campos límbicos donde se cosechan las emociones.
Mientras pestañeo te descubro de nuevo entre el crudo viento,
¡eres singular!, ¡eres hipnóticamente especial!, ¡eres posesivamente mía!,
improvisas caricias mientras te contemplo entre la hinchada humareda
y me narcotizo con el tinto de tu muda sonrisa
y atenazo la oreja abrigado por tu voz,
entretanto tu cabello se remonta entre gráciles gaviotas.
Eres sin duda el sorbo mágico de un caliente y aromático café capuchino,
sigo las ondulaciones del agua golpeando la madera
mientras navegamos en una góndola el canal de Venecia,
no dejo de amarte en la anaranjada mirada del atardecer
para besarte ardientemente entre el cielo y el mar como la primera vez,
bajo el símbolo del eterno puente de los Suspiros.
Coloco el borde de la taza en tus tibios y húmedos labios
y mi corazón es un terremoto que inhala la prisionera sumisión
para dejar impregnada la adictiva raíz de América
en las orillas carnosas de nuestras bocas
que ventilan el odorífico tostado grano de café.


Poemario: "Como un amartelado adéfago"

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...