viernes, febrero 24, 2012

INSTITUTO CERVANTES EN LOS CAMPAMENTOS..¿POR QUÉ NO?


La presencia del Instituto Cervantes en los campamentos de refugiados saharauis suena a utopía pero un grupo de escritores españoles, africanos y latinoamericanos van a dirigir esta carta al director del Instituto Cervantes:

Madrid, febrero de 2012

AL DIRECTOR DEL INSTITUTO CERVANTES
Sr. D. Víctor García de la Concha


Asunto: Solicitud de la presencia del Instituto Cervantes en los Campamentos de refugiados saharauis.

Remitida por: Escritores en lengua española africanos, españoles y latinoamericanos.

Estimado Sr.:
Permita, en primer lugar, que le expresemos nuestra felicitación por su nombramiento. Nos dirigimos a usted un grupo de escritores de diferentes nacionalidades que tenemos en común escribir en la lengua de Cervantes y la preocupación por el olvido de las instituciones culturales españolas respecto a la protección del uso del español en el Sáhara Occidental.

Esta preocupación nos lleva a plantearle lo que estimamos una asignatura pendiente por parte del Instituto Cervantes: en los Campamentos de refugiados saharauis. Como es bien sabido, los saharauis no consideran la lengua española como una imposición de la colonización, sino como un elemento enriquecedor de su patrimonio, que forma parte esencial de su propia identidad, les une con los diferentes pueblos de España y Latinoamérica y les distingue claramente de un contexto geográfico, francófono en su totalidad, en el que se hallan inmersos.

Desde el mismo momento en que España se retiró de ese territorio, el pueblo saharaui asumió como responsabilidad propia la conservación de la lengua castellana. Es admirable comprobar cómo en los centros docentes de los campamentos de refugiados saharauis el español forma parte de los programas escolares desde el nivel primario y es lengua vehicular de diferentes asignaturas, y todo ello a pesar de las dificultades existentes para la edición de libros de texto y la formación y reciclaje del personal docente. Más aún, el español es idioma ordinario en la vida administrativa, de cooperación y de creación intelectual en el Sahara Occidental.

Esta realidad ha sido posible por el empeño constante e ininterrumpido del pueblo saharaui, así como la generosa cooperación de algunos países latinoamericanos y la inestimable ayuda de algunas entidades universitarias, culturales y autonómicas españolas. Tales aportaciones han hecho el milagro no sólo de que se mantuviera en plena vigencia la lengua española en el Sáhara Occidental, sino que incluso emergiera un floreciente movimiento literario autóctono en la lengua de Cervantes.

Sin embargo, existe una laguna que nos duele constatar y es la ausencia en este campo de la primera institución llamada a promover el conocimiento y desarrollo de la lengua española: el Instituto Cervantes. Tenemos la esperanza de que, como persona consciente de la importancia que reviste para el futuro de la lengua española la conservación de nuestro idioma en el área geográfica norteafricana, sabrá encontrar la forma adecuada para hacer posible que el Instituto Cervantes, de conformidad con lo establecido en la Ley 7/1991, de 21 de marzo, de su creación, asuma como propia la responsabilidad que le compete en esa zona, que no puede seguir constituyendo una inexplicable excepción en su, por lo demás, meritoria tarea.

La solidaridad con el pueblo saharaui ha sido sobradamente demostrada por Ayuntamientos, Comunidades Autónomas, organizaciones no gubernamentales y miles de personas anónimas que prestan ayuda material y apoyo humano. Animamos al Instituto Cervantes a continuar y potenciar los primeros pasos que se han dado como el envío de libros de texto y la creación de la Biblioteca Virtual Miguel de Cervantes, donde están presentes escritores saharauis.

Los escritores abajo firmantes solicitamos el desarrollo de estas primeras iniciativas con una mayor implicación de su institución en el sostén de la lengua española en los campamentos de refugiados saharauis, suministrando libros de texto en español para niveles de primaria, secundaria y bachillerato; ayudando a la formación de maestros saharauis de español; facilitando cursos y formación a estudiantes saharauis, por ejemplo a través de las sedes del Cervantes en Argel y Orán, y colaborando con la Comisión Internacional Promotora de la Universidad De Tifariti en la creación de la Academia Saharaui de la Lengua Española. En la misma línea reclamamos de su institución abrir un espacio a los escritores saharauis en español dentro de la actividad cultural y académica del Cervantes, tanto en España como en las sedes del Instituto en el extranjero.

En la seguridad de que nuestro llamamiento habrá de encontrar positiva respuesta en esa dirección, nos despedimos con un cordial saludo.



Foto: Bubisher

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...