martes, enero 12, 2016

FERNANDO SARRÍA en MACONDO





Como almas luminosas cruzan los trenes de la noche el páramo.
Hay un poco de muerte en esas vías de acero,
allí, donde el ferrocarril llega y para un instante,
estaciones de plenilunio en medio de la oscuridad,
donde se guarda un silencio
que solo quien se despide sabe interpretar
y quien se queda sopesa sin saberlo en su corazón.


f.



LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...